La terapia asistida por animales

La terapia asistida por animales también conocida como Zooterapia es una actividad que consiste en el entrenamiento de animales para ayudar a personas discapacitadas o enfermas. Esta práctica empezó desde 1792 cuando en Inglaterra se buscó ayudar a enfermos mentales mediante el uso de animales.

¿Cuáles animales son utilizados para estas terapias?

Para realizar estas terapias no se puede tomar cualquier animal, sino que son usados principalmente animales que puedan ser domesticados o que no sean salvajes como lo son el perro (que es el más utilizado), los gatos, peces, caballos, aves, conejos y delfines (que necesitan observación de un entrenador al momento de realizar la terapia).

¿Dónde se realiza esta terapia?

Esta terapia suele realizarse en clínicas, asilos, hogares y hasta en las cárceles, donde en muchas ocasiones se les lleva por un periodo de tiempo el animal, aunque en otras el paciente se queda a tiempo completo con este y en muchos casos hasta terminan adoptándolos. Suele realizársele comúnmente a persona con Síndrome de Down, con Autismo (principalmente a los niños), ancianos y personas enfermas.

Este servicio de terapia asistida por animales es ofrecido muchas veces por fundaciones que trabajan con personas discapacitas o niños especiales, también por muchas veterinarias y en muchos casos por clínicas u hospitales.

¿Cuáles son sus objetivos y beneficios?

El principal objetivo de esta terapia es ayudar a los pacientes discapacitados a mejorar sus habilidades motoras y verbales ya que en paciente discapacitados, con autismo o problemas motores el tocar al animal y hacer actividades como cepillarlo, acariciarlo y jugar con él, activan sus habilidades motoras produciendo así un progreso más rápido. Ayuda a los enfermos a restaurar sus estados de ánimo ya que científicamente se ha comprobado que los animales suelen estabilizar los niveles de ansiedad, tristeza y agresividad en las personas, lo cual hace esta terapia muy beneficiosa no solo en la parte física, sino también en la mental.

Otro beneficio de esta es que produce una estabilidad emocional, ya que se crea un vínculo entre el animal y el paciente, así haciendo sentir a este más alegre y acompañado, especialmente en los ancianos que viven solos o están en asilos. Algo muy importante de esta terapia es que, a los animales, generalmente los perros, al tener sentidos más agudizados suelen servir al momento de una emergencia clínica, como un derrame cerebral, ya que este empieza a ladrar avisando que algo malo pasa.

¿Qué cosas negativas tiene esta?

Pero como todo tiene su contra, pues el entrenamiento de ciertos animales puede ser muy dañino y traumático para estos, como lo son para los delfines o conejos. Aunque no se consideran animales salvajes, son animales no domésticos, estos se encuentran fuera de su hábitat natural y le suelen administrar fármacos para controlar sus niveles de agresividad, lo cual le hace daño a su organismo. En muchos casos al no estar familiarizados con los seres humanos, se llegan a sentir incómodos y hasta llegan a tener depresión. Por esta razón, se utiliza usualmente animales domésticos, que no sufren ninguna de esta complicación, debido a su naturaleza.

Efectividad

El Dr. Boris M. Levinson en su libro “Psicoterapia Infantil Asistida Por Animales”, relata las experiencias vividas junto a su perro y pacientes introvertidos que perdían todas sus inhibiciones y miedos gracias a la presencia de su perro en el consultorio, ya que éste favorecía la comunicación entre el psiquiatra y sus pacientes (Revista San Marcos al Día Nº 46 de la Universidad Nacional, 2002).

Un ejemplo de las virtudes de una terapia con mascotas es que desde 1984 la residencia Robert-Chiene para personas ancianas en Montreal tiene una pajarera en cada piso del establecimiento, entonces las personas de la tercera edad los visitan diariamente, les hablan y se ocupan de cuidarlo, siendo que muchos beneficiarios que nunca salían de sus cuartos al cuidar a sus pájaros tienen una razón para hacerlo (Chiene, 2002).

Escrito por: Nemesis Mercedes

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *